martes, 2 de febrero de 2010

Una de pensiones

Mostró el gobierno una pirámide de población (con una evolución prevista a 40 años) y se armó el lío: hay que retrasar la edad de jubilación a los 67 años, dijo el presidente y empezaron a llover piedras. ¡Incluso Manuel Fraga Iribarne se muestra en contra de la medida!

Los hechos de todo tipo que acontecen en una población se reflejan en la pirámide demográfica; la que vemos nos habla de una población regresiva y, además, muy envejecida.

  • Regresión de la población: los bajos índices de natalidad no garantizan la reposición de la población (1,38 hijos por mujer en 2006)
  • Disminución de la población activa (sobre la que descansan las obligaciones con la Seguridad Social).
  • Gran aumento de la población en edad de jubilación (y, por razones obvias, más usuaria y necesitada de los recursos sanitarios). Los que fuimos niños del baby boom -si no ocurre una catástrofe- llegamos a viejos y somos más.

A día de hoy vemos como nuestros padres y abuelos son cada vez más longevos. Es un hecho y una satisfacción que la esperanza de vida en España se haya incrementado tanto en los últimos años. (Si interesa, ver, sobre todo de laspgs 19 a 24).

Luego tenemos otros hechos:

  • En España hay muchísimos trabajadores con poca cualificación profesional (que son los que llevan peor la crisis)
  • La edad en la que nos incorporamos a la vida laboral se retrasa
  • La edad en la que, en algunas compañías privadas, semipúblicas o, incluso, públicas, se acepta -incluso se fomenta- la prejubilación (52 años) es un abuso y un agravio comparativo para el resto de la sociedad que se ve lastrada a pagar por las ansias de beneficios y más beneficios de estas empresas (bancos, telefónicas, adifes, renfes, rtves… Incluso se prejubilan los controladores aéreos. Ríanse o lloren.

Meter mano en este maremágnum es indispensable. La aportación de Jordi Sevilla me pareció creativa… pero quizá insuficiente. Además, y visto lo visto, los gurús de la economía dan mucho miedito. Pero entrar ahí, según apuntan los datos anteriores, es un ejercicio de responsabilidad. Ahora falta que el presidente atine con las formas.

Y no olvidemos que el cóctel tiene más ingredientes:
  • Bancos en riesgo (financiados) que reparten beneficios, bonus, primas, despidos megamillonarios…
  • SICAV: esa mierda tan cómoda sobre la que flotan los parásitos megaforrados
  • Paraísos fiscales…
  • Bancos que no están en riesgo

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Los novelistas hacemos bellas descripciones con los ojos de nuestros personajes. Logramos que brillen, que se apaguen, que sean traviesos, que seduzcan, que traicionen, que expresen dolor, placer, alegría o tristeza, y cumpliendo el pacto que implica la literatura, los lectores acatan nuestra voluntad y ven lo que queremos que vean. Por eso me impresionan estos ojos que miro por primera vez pero he descrito ya muchas veces, los ojos de un hombre solo, un único hombre en cuya mirada cabe toda la injusticia, toda la amargura, el sufrimiento, la soledad que en este mismo momento está aplastando a tantos seres humanos en cualquier lugar del mundo. Ése es el poder, la potencia de unos ojos que reflejan tal desesperanza que ni siquiera aspiran a inspirarnos comprensión. Y otras personas han sufrido más, pero él sabe mirarnos también por todos ellos.

Se llama Ricardo Cazorla Collado, pero los periódicos le llamaron el violador de Tafira. Su ADN demostró que no había violado a las víctimas que creyeron reconocerle, pero el juez no lo consideró una prueba absolutoria. Era inocente y fue a la cárcel. Ha salido de allí para mirarnos, para decirnos que puede llamarse como cualquiera de nosotros.
Almudena Grandes en El País
Lo condenásteis pero ¿quien os condena a vosatr@s? (Runaway)

(*4*)trazos dijo...

No sé, rosa en mi jardín, de dónde se saca usted las ideas.

La pregunta "Lo condenasteis" pero quién os condena a vosotr@s?... expresa, una vez más, el imaginario desde el que ve usted al mundo, a los otros; pero ni el mundo ni las otras personas somos así. Me coloca a mí, que en su discurso soy una de vosotr@s, la condena a un hombre inocente cuando yo sólo me alegro de que se castigue a los culpables y que, en este caso, espero además un correctivo de rigor contra el juez chapucero.

El prejuicio es sólo suyo.

Queralt. dijo...

Ufffffff...

Besos.

Queralt.

(*4*)trazos dijo...

Hola Queralt... sí yo también digo ufff. No sé si sabes de dónde viene toda esta historia; es larga.

En fin

Evitadinamita dijo...

Es un misógino patológico. Yo sí leí en el periscopio el hilo de comentarios sobre la Ley de violencia de género y me parece intolerable tener que soportar generalizaciones tan grotescas como las que hizo este tío. El hecho de tener una mala experiencia personal no le justifica para comentar como lo hizo, en un discurso demagogo, machista y lamentablemente destructivo.
Pero hay muchos otros, como er Optione, por ejemplo, que demuestran día a día de lo beneficioso que es desterrar los prejuicios que hace siglos crearon los roles sexistas.
No, no todos son (ni están) tan enfermos.
Vuvan los hombres, abajo el machismo.
Vuelvo al hilo de tu post para felicitarte. Hace tiempo que leo entusiasmada tus comentarios en el Periscopio y en Escolar, agudos y enriquecedores como pocos.
Por lo que me honra que hayas venido a mi rinconcito para seguirlo. Haré lo propio, que ya estaba tardando. A veces me paso de vueltas con el voyeurismo... =S
En breve intentaré retomar la actividad bloguera, quesque ando superliá con el cursillo.
Un besote y mi más sincera enhorabuena por ese coco que posees.
=)

(*4*)trazos dijo...

¡¡Gracias por tus palabras, Evitadinamita!! Antes el mismo personaje me dejó otro comentario superofensivo e insultante que directamente borré.

Buena suerte en todo, salá.